Ad
Ad
Ad

Al igual que la inflación, la deflación genera graves problemas económicos porque al disminuir los precios y tomando en cuenta las rigideces de los costos de producción y los salarios, las empresas obtienen menos beneficios y se reducen entonces la inversión y el empleo.

Si bien es cierto que la deflación implica que las personas tendrán un mayor poder adquisitivo, esto no necesariamente significa que todos sus efectos sean positivos.

La deflación puede generar a largo plazo expectativas negativas y llegar a ser más perjudicial que la inflación, ya que desincentiva el consumo presente. Por ejemplo, si las personas dejan de comprar por la razón de que los precios estarán más bajos mañana, implicará que las empresas disminuyan su nivel de producción ya que hay menor demanda en el mercado.

Esto último puede provocar a largo plazo el despido de trabajadores, ya que las empresas deben recortar costos, aumentando el desempleo y reduciendo aún más la demanda de bienes y servicios, pudiendo convertirse en un círculo vicioso.

CC: Aula Central de Banco Central de la República Dominicana

155 total views, 1 views today

Dejar un Comentario